miércoles, diciembre 10, 2008

Barioná, el hijo del trueno (Jean Paul Sartre)


Pequeña concesión a las fechas que ya se acercan y que confirman que no solo es Navidad para el Corte Inglés.

Un Sartre preso, alejado de su hogar por la II Guerra Mundial, escribe para sus compañeros de presidio esta obrita en la que se entremezclan crudamente la desesperanza, la libertad y la vida.

Podría resumir el argumento (sería algo parecido a describir una amistad en vez de disfrutarla) pero creo que prefiero sencillamente dar dos pinceladas.

Uno va leyendo el libro y se va preguntando ¿Qué narices tiene que ver Barioná, este personaje brutal, con la Navidad, por qué es tan cínico, por qué trata así a su mujer, por qué, por qué? Y en un momento como si cayera un rayo, en la oscuridad de Barioná se hace la luz. Su fe en la muerte, en la desesperanza vital se esfuma cuando contempla pasmado en una cueva al niño agarrado a su madre.

Es una obra de teatro muy corta, hace pensar, reflexionar, rezar tal vez. No sé, a mi me gustó, me emocionó, me ayudó a entender la esperanza.

10 comentarios:

Miguel Fabra Pérez dijo...

El gran Mundi que yo conozco eres tu?

Juan dijo...

Hola Mundi!
Me alegra verte con un blog. La escritura nos redime. El otro día leí algo parecido a: Ya sólo me acuerdo de las cosas que dejé escritas. Pues eso, sin viciarse al blog, sí mantener el buen hábito de reflexionar sobre las cosas y los libros, y tomarse un tiempo para saborearlos, para disfrutarlos en la vía retronasal. Un abrazo!

Mundi dijo...

Miguel un saludo, que alegría leerte por aquí.

Mundi dijo...

Hey Juan, gracias por el comentario.Lo de retronasal parece la contra de los vinos. Estas Navidades te invitó a recrearte en ellas.

Fón dijo...

quiero un comentario sobre ESDLA. Te dejo un poema.


La vitrina de los helados

Estás ante la vitrina de los helados
(infinitos sabores)
verdes, azules, olores marrones
Pides probar el de “nube nocturna”
- Sí. Quería una cucharadita. Así, gracias.
No sabe más que bien. Es extraño.
Como este poema,
en este poemario

Fón dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mundi dijo...

Hey sin presiones, que caña de poema. Pero ¿las nubes marrones tienen helados?

Fón dijo...

jeje, sin presiones... mucha paz Gandalf cuervo de la tempestad.
Las nubes marrones... quizá tengan, creo que Willy Wonka lo sabrá.

Javier Ms dijo...

Mundi mi ultimo. "Mil soles esplendidos" desolador, pero bonito, especialmente el principio...

Mundi dijo...

Hey Javier Ms, bienvenido. ¿De que autor?